DIRECCIÓN

Un momento de gloria

Casadevall y Peñarroya, frente a frente por la Copa. (Foto: P.Romero / FEB)

31/01/2013


Catorce entrenadores han disfrutado de la gloria de conseguir la Copa Príncipe en su formato Adecco. Técnicos de reconocido prestigio que vivieron esa cita como un momento importante en sus respectivas carreras.


MIGUEL PANADÉS / ÁREA DE COMUNICACIÓN FEB

Los abrazos con los compañeros del cuerpo técnico, escuchar el “we are the champions”, ver descorchar botellas de cava, ser manteado u obligado a pasar por la ducha, cruzar miradas de complicidad con los seres queridos, recibir la felicitación del entorno y regresar a casa con la sensación de haber conseguido vivir uno de esos momentos mágicos que la vida de los entrenadores regala en cuentagotas. Todos los técnicos del mundo quieren pasar por un momento de éxito, todos quieren sentirse campeones alguna vez a lo largo de ese duro y no siempre gratificante viaje por el baloncesto.

Analizamos el listado de entrenadores que han conseguido levantar la Copa Príncipe y la mayoría de los nombres han estado o están en estos momentos en el máximo nivel de nuestro baloncesto. Alejando Martínez, Moncho Fernández, Gonzalo García, Oscar Quintana, Paco García (dos veces campeón), Gustavo Aranzana, Manolo Husein, Luis Casimiro, Alfred Julbe (tres veces campeón, una en el formato Adecco), Julio Cesar Lamas, Pepe Rodríguez, Sergio Valdeomillos, Javier Nieto, Quino Salvo… entrenadores que tienen en común haber ganado la Copa Príncipe en su versión Adecco, antes LEB, que se puso en marcha a partir de la temporada 96-97. Esos nombres se unen a otros ilustres como Aíto García Reneses, Lolo Sainz, Xabier Añúa o Paco Garrido respectivos campeones de las cuatro ediciones anteriores en la que participaban equipos ACB.

“Es una competición que ilusiona mucho ganarla. Los que la disputamos no estamos acostumbrados a celebrar títulos por lo que la Copa Príncipe tiene siempre un sabor especial. Para mi la tuvo tanto cuando la conseguí por primera ver con Unelco Tenerife en Inca como cuando repetí con Breogán en Zaragoza. La Adecco Oro te permite sentirte campeón”. afirmaba no hace mucho Paco García, un técnico con dilatada experiencia ACB y que sin embargo vivió sus noches más ilusionantes entrenando en Adecco Oro. Gustavo Aranzana, otro reconocido entrenador de máximo nivel, también tiene un recuerdo especial de cuando consiguió la Copa Príncipe en Melilla dirigiendo al Climalia León. “Claro que ilusiona ganar un título. Claro que ilusiona la Copa Príncipe por mucho que uno haya entrenado muchos años en ACB. Recibir un trofeo, ver a tus jugadores celebrándolo en la pista, en el hotel, siempre, siempre es una gran satisfacción para el entrenador”.

En la misma línea se expresaba hace dos temporadas Moncho Fernández, ahora técnico del Blue Sens en Liga Endesa que coincide con Alejandro Martínez, también en Liga Endesa y último campeón de la Copa Príncipe al frente del Iberostar Canarias, en la importancia del título en si mismo y en poder celebrarlo junto a los aficionados. Ambos disfrutaron de la sensación de ser “los mejores” de su competición y los dos vivieron la experiencia de ganarla en casa, ante la propia afición, algo que siempre ha sucedido desde que el formato se centra en una final directa entre los dos primeros clasificados de la primera vuelta de la fase regular. “Es un título y conseguirlo significa conseguir para tu afición, para el club en el que estás, a los jugadores que diriges, vivir un momento único. Melilla no está acostumbrada a celebraciones por lo que ver al pabellón gritando Campeones significó una satisfacción añadida”, confesaba Gonzalo García quien también tuvo el privilegio de gozar de ese momento de gloria.

Llega el turno de Burgos y Andorra, de un técnico como Andreu Casadevall que ha vivido mil y una batallas pero que tocó la gloria, tuvo la ocasión de sentirse campeón, desde la Adecco oro con los ascensos en Lliria y Lucentum. Y lo hace frente a un entrenador de nueva generación como Joan Peñarroya que ya sabe lo que es ganar una Copa, la del Rey como jugador del Manresa y que también como técnico ha vivido la ilusión del ascenso de Adecco Plata a Oro en Andorra. Los dos, desde perspectivas diferentes, vivirán el viernes uno de esos retos de enorme valor para quien los afronta.

En cumplimiento de la Directiva 2009/136/EC se informa que el presente sitio web utiliza cookies propias y de terceros para la presentación de los servicios adecuados a sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. En caso de que deshabilite el uso de cookies en este sitio web, no podrá acceder a todos los apartados del mismo. Si continua utilizando el sitio web sin deshabilitar el uso de cookies, entendemos que presta su consentimiento para el uso de las cookies utilizadas y definidas en este sitio web. Para deshabilitar el uso de cookies en esta página y/o obtener información completa del tipo y finalidades de las cookies utilizadas consulte el siguiente Aviso legal
Desarrollo: (c) Federación Española de Baloncesto, 2007-2009
Contacto: clubdelentrenador@feb.es