RED EXPERIENCIAS FEB

El Real Madrid se queda a las puertas de la gloria

13/05/2013


En una vibrante final, con un baloncesto que combinó máxima dureza y a la vez calidad, el Olympiacos revalidó su condición de Campeón de Europa dejando al Real Madrid a las puertas de la gloria. Pese a ofrecer una imagen brillante, el sueño blanco no pudo hacerse realidad.


MIGUEL PANADÉS / ÁREA DE COMUNICACIÓN FEB

Fue una extraordinaria final, con un baloncesto de altísima intensidad, dureza, calidad, carácter. Con un baloncesto que rayó muchas veces los límites de lo permisible pero que dejó claro que el músculo no está reñido con el talento. Olympiacos demostró poseer todas las virtudes necesarias para reinar nuevamente en la máxima competición europea.

EL CUARTO PERFECTO (10-27)
Fue la puesta escena soñada. Fue un cuarto maravilloso en una demostración de baloncesto total, con una defensa impecable, intensa en el perímetro con Llull anulando a Spanoulis y contundente en la pintura con Begic convirtiéndose en una muralla. Y desde esa intensidad una transición ofensiva de libro, corriendo por todas las calles y finalizando en una desbordante exhibición de velocidad. Las diferencias se iban ampliando ante la sorpresa griega y el entusiasmo español. Rudy y Llull mostraban un talento y un carácter extraordinarios sumando triples y penetraciones con tanta energía como eficacia. El luminoso señalaba una diferencia impensable. El Real Madrid había formado el cuarto perfecto.

CONSISTENCIA GRIEGA (37-41)
Pero… si hay algún equipo capaz de no descomponerse por mucho que le pasen por encima ese es Olympiacos. Las rotaciones blancas coincidieron la reacción de un conjunto griego que aprovechó los primeros errores del Real Madrid para engancharse poco a poco al partido reduciendo paulatinamente las diferencias en el segundo cuarto. La fuerza física de los interiores, con Hyne y Antic multiplicándose en ataque y defensa y el acierto de los exteriores con Perperoglu en el triple llevaron a su equipo al descanso con el aliento recuperado. Habían sobrevivido al vendaval blanco y empezaban a sentirse capaces de mantener la corona.

LUCHA CUERPO A CUERPO (61-61)
La reanudación cambió el decorado de la final y tras tres triples consecutivos de Spanoulis que pusieron por delante a Olympiacos (48-45) el partido entró en una tremenda lucha cuerpo a cuerpo, con un nivel de dureza que aumentaba a medida que avanzaba el partido y con un Real Madrid que con Felipe en pista decidía plantar cara a la agresividad del rival y subir el nivel de intensidad hasta el límite. Era una auténtica final, sin concesiones, sin permitir una sola canasta fácil. Los griegos, tras el primer cuarto, habían llevado el partido a su terreno, el de la lucha cuerpo a cuerpo, el del baloncesto jugado con el cuchillo entre los dientes. Y en ese escenario el grupo de Pablo Laso, de estilo más fino, tenía que buscar la victoria.

LA LEY DE SPANOULIS (100-88)
Olympiacos demostró en el último cuarto esa capacidad competitiva que le ha llevado reinar en Europa. Defendiendo al límite de los permisible y superando esa línea de la dureza cuando es necesario y acompañando a esos contundentes argumentos con una calidad ofensiva indiscutible. Spanoulis, MVP de la Euroliga, se convirtió en el dueño del ritmo, leyendo perfectamente las variantes defensivas que propuso Laso para intentar cambiar el rumbo del partido. Pero las diferencias aumentaban hasta un los 15 puntos a cinco minutos del final. En ese momento el viento soplaba a favor de un conjunto griego pese a que Sergio Rodríguez se inspiraba en los momentos finales y parecía devolver esperanzas a los blancos pero Spanoulis nuevamente – 21 puntos en la segunda parte – conseguía finiquitar la final con un triple desde nueve metros que revalidaba su título de campeón de Europa y dejaba sin cumplir el sueño de “La Novena”.

En cumplimiento de la Directiva 2009/136/EC se informa que el presente sitio web utiliza cookies propias y de terceros para la presentación de los servicios adecuados a sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. En caso de que deshabilite el uso de cookies en este sitio web, no podrá acceder a todos los apartados del mismo. Si continua utilizando el sitio web sin deshabilitar el uso de cookies, entendemos que presta su consentimiento para el uso de las cookies utilizadas y definidas en este sitio web. Para deshabilitar el uso de cookies en esta página y/o obtener información completa del tipo y finalidades de las cookies utilizadas consulte el siguiente Aviso legal
Desarrollo: (c) Federación Española de Baloncesto, 2007-2009
Contacto: clubdelentrenador@feb.es