ENTRENAMIENTO

Hablamos del tiro libre

Valters ante Llull (Foto: ACB PHOTO)

07/02/2012


Marca analiza los problemas del Real Madrid desde la línea de tiros libres y desde Red de Experiencias queremos compartir con vosotros nuestras inquitudes para mejorar en la enseñanza de este aspecto clave en el juego.


=> Leer en pdf


Un jugador con el balón y la canasta a 4,60 metros. Entre medias, nada. El tiro libre es el lanzamiento más sencillo que se puede realizar en el baloncesto. Nadie te defiende, nada te incomoda, salvo el ambiente si juegas como visitante o la presión dependiendo del momento de partido. Es una simple cuestión de concentración y mecánica: tratar de hacer siempre el mismo movimiento. Pero pese a la facili dad aparente hay veces que el ti ro sale por la culata.

Es lo que le está ocurriendo al Real Madrid en la Liga Endesa. Los blancos son el segundo peor equipo desde la línea de personal, con un paupérrimo 71,22% de acierto. Sólo el Gran Canaria tiene menos puntería que ellos. El dato es el peor del conjunto madridista desde que al final de la temporada 95-96 sobrepasara por poco el 70%.

No hay un fundamento baloncestístico para explicar la falta de tino del Madrid en el tiro más fácil. Al menos Pablo Laso no lo encuentra: “Hay un aspecto psicológico importante en tanto fallo. Hay que entrenarlos en la situación más real posible, pero la solución no es sólo entrenarlos. Si fuese así, todas las cosas que pasan durante un encuentro serían subsanables ejercitándose más y no lo son”.

En los entrenamientos, el técnico madridista incluye tiros libres con sesiones de repetición y emulando situaciones reales de partido, trabajándolos en situaciones de cansancio, de reposo... “Los estamos trabajando mucho. En los entrenamientos tiramos un montón y los metemos, pero luego en los partidos, no sale igual”, asegura Sergio Rodríguez, el peor de su equipo en la estadística con un 61%.

El base es uno de los seis jugadores que no alcanza el 70%, que podría considerarse como el mínimo exigible a profesionales. Entre ellos hay jugadores de puntería contrastada como Mirotic y Llull. El descenso de los porcentajes del balear es asombroso. En las últimas tres temporadas, jamás había bajado del 80% y ahora sólo tiene un 62%. Carroll también se muestra mucho más fallón de lo que acostumbraba. El año pasado en el Gran Canaria hizo un 90,8% y ahora no llega al 80%. En total son seis los madridistas que andan en los peores números de su carrera en la ACB.

Y, sin embargo, hay un jugador del Madrid que disfruta del mejor momento de su vida en los tiros libres. Es Felipe Reyes. El capitán es el más acertado del equipo con un 83% de acierto. Él, que siempre fallómás de la cuenta desde la línea de personal, se ha convertido ahora en un jugador fiable. Tanto que, hace dos semanas, en el partido frente al Fuenlabrada, señalaron una técnica a Laviña y otra a Fisac y el capitán fue el encargado de lanzar los tiros correspondientes.

Para algunos de sus compañeros, ir a la línea se asemeja a un castigo. Lo que son aciertos en los entrenamientos se transforman en fallos a la hora de la verdad. Lo cuenta Laso: “Tomic estuvo lanzando tiros libres conmigo el domingo por la mañana antes de jugar contra el Bilbao y metió 48 seguidos. Paró, me preguntó que cuántos llevaba, le pasé el balón otra vez y falló el siguiente. Luego llegó el partido y falló los dos primeros”.

IGUAL QUE UN PENALTI
El técnico hace un símil futbolístico para tratar de explicar el bloqueo. “Es como el que tira penaltis. Hay gente que los tira muy bien y otra que no tanto. Puedes meter todos los penaltis de un entrenamiento, pero luego hay que ponerse delante del portero para ganar un partido en el último minuto. Igual no lo metes”, hace hincapié en lo mental.

Esos fallos han sido determinantes en las cuatro derrotas ligueras de los blancos. Siempre perdieron por menos puntos que los lanzamientos que fallaron. En Bilbao (86-82) no acertaron con 12. Ante el Estudiantes (90-85) erraron siete. En Badalona (78-75) desperdiciaron 13. Y el domingo, ante los bilbaínos (90-93) tropezaron cinco veces. Ninguno de esos días superaron el 70%. Con un porcentaje normal en esos partidos, serían líderes.

“Cuando perdimos en Bilbao dije a los jugadores que habíamos perdido por los tiros libres y en las otras derrotas también fueron decisivos”, dice Laso. El técnico está preocupado por un detalle que tiene más importancia de lo que parece, sobre todo porque su equipo es el que más faltas recibe en la Liga Endesa (23,3 por encuentro) y el que más visita la línea que ahora parece maldita (casi 22 veces por partido).

Resulta asombroso que la mala mano del Madrid se refleje sólo en los partidos disputados en España. Es penúltimo en la Liga, pero es el cuarto mejor equipo de la Euroliga en tiros libres con un 80,8%. Los blancos mutan nada más cruzar la frontera. Que en la competición doméstica sean los líderes en tiros de dos puntos y los quintos en triples demuestra que no sólo se trata de una cuestión de puntería.

Los blancos fallan en lo que se supone que es el lanzamiento más fácil. Lo que parecía una mala racha empieza a tener un componente psicológico. Tal vez, la receta sea la que aporta Sergio: “Es mejor no darle vueltas, porque si no, se crea una obsesión. Se mejora practicando y tratando de no darle importancia y no pensar que se va a fallar”. Sencillo y complicado a la vez.

En cumplimiento de la Directiva 2009/136/EC se informa que el presente sitio web utiliza cookies propias y de terceros para la presentación de los servicios adecuados a sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. En caso de que deshabilite el uso de cookies en este sitio web, no podrá acceder a todos los apartados del mismo. Si continua utilizando el sitio web sin deshabilitar el uso de cookies, entendemos que presta su consentimiento para el uso de las cookies utilizadas y definidas en este sitio web. Para deshabilitar el uso de cookies en esta página y/o obtener información completa del tipo y finalidades de las cookies utilizadas consulte el siguiente Aviso legal
Desarrollo: (c) Federación Española de Baloncesto, 2007-2009
Contacto: clubdelentrenador@feb.es